¿Cuál ha sido el papel de los desarrolladores inmobiliarios en México?

México forma parte de los 10 países más poblados del mundo con alrededor de 128 millones de habitantes, por lo cual, la necesidad de vivienda residencial es tendencia, específicamente la vida en vertical. Es por eso que, para todos los desarrolladores inmobiliarios que buscan invertir en este territorio, existe un atractivo que refiere a la ubicación geográfica, al tener como vecino a una de las economías más grandes.

Pero, ¿siempre ha habido tantas oportunidades para los desarrolladores inmobiliarios en México?

La respuesta es no. Durante los sexenios de José López Portillo y Miguel de la Madrid, de 1976 a 1988, los desarrolladores inmobiliarios en México no tenían un papel importante, debido a que fue una época en la cual se perdió todo el dinamismo que había provocado el periodo estabilizador en décadas previas.

Además de la hiperinflación, pérdida de poder adquisitivo y recesión económica que se vivió durante estos sexenios, que detuvo cualquier tipo de inversión; en 1985 se vivió el terremoto más grande de la Ciudad de México, lo cual afectó al mercado inmobiliario.

No fue hasta la presidencia de Salinas de Gortari (1988 - 1994) en la cual se comenzó a ganar una mayor estabilidad económica y deseo de crecimiento; aunque no se tenía tanta libertad debido a los estragos que dejó el temblor en el cual se destruyeron varios metros cuadrados de oficinas que no se habían repuesto. Como consecuencias, la fisionomía de la ciudad cambió.

¿Por qué esta información es relevante para los desarrolladores inmobiliarios en México?

Como resultado de los desastres del 85’ y la desconfianza social que se desencadenó conforme a la seguridad de los edificios, varias personas, empresas y tiendas comerciales comenzaron a moverse de la zona centro de la CDMX hacia el poniente y sur de la ciudad, a lo largo del corredor Insurgentes, Polanco y Bosques de las Lomas. Santa Fe no existía aún como posibilidad.

Otro de los factores a considerar es que, se vivió una apertura comercial como nunca antes con el Tratado de Libre Comercio con América del Norte y Canadá en 1994, lo que generó una nueva visión del país, ciudades y edificios, porque se insinuó la llegada de empresas, plazas comerciales y retailers extranjeros.

A partir de este punto, los desarrolladores inmobiliarios en México, quienes tenían otro tipo de formación profesional como constructores, comenzaron a tomar importancia, tanto para la reestructuración de la ciudad como para la creación de nuevos espacios a sus alrededores. Por ejemplo, la Ford, que se encontraba en una zona céntrica, pasó a ser desmantelada y convertida en Plaza Tepeyac. 

¿Sabías que lo que hoy es Parques Polanco antes era la Chrysler?

Es importante saber que este tipo de reestructuración es necesaria para posicionar la industria y el sector de servicios en lugares aptos para ellos, debido a que si no se hace, se inhibe su crecimiento o se encarece la oferta que existe. Edificios de oficinas, centros comerciales, hospitales, hoteles y escuelas tienen un espacio en el centro de la ciudad y esto depende mucho de la relación con el sector inmobiliario.

Si no hay edificios de oficinas o están donde no deberían, la demanda hace que se tome una casa, aunque no tenga uso de suelo y que se vayan comprando las de alrededor en cuanto se necesite.

desarrolladores inmobiliarios en México

 

CDMX como una de las ciudades principales del país

Este tipo de reestructuras y cambios de administración de la CDMX hicieron que cada día surgieran desarrolladoras inmobiliarias que se volvieron expertas en satisfacer las necesidades de la sociedad, tanto en relación con los desarrollos residenciales, de oficinas, comerciales o usos mixtos.

Por ejemplo, una de las desarrolladoras que nació durante esta transición en 1991, fue la inmobiliaria Abilia, con una historia en la que ha participado en la construcción de múltiples proyectos de gran escala en diferentes segmentos: residencial, corporativo, viviendas en renta, comercial y usos mixtos.

Abilia es una empresa de Tresalia Capital que reúne conocimiento de su sector, capacidad de ejecución y solidez financiera. Con un equipo de más de 200 expertos en las diferentes etapas del desarrollo inmobiliario se ha vuelto líder en el mercado, no solo por el cumplimiento en entrega del 100 % de sus proyectos sino también por la calidad y el lujo que caracteriza a sus desarrollos.

Abilia: ¡desarrolladores con experiencia!

Notas relacionadas

Todo lo que quieres saber sobre cómo es Querétaro para vivir

Todo lo que quieres saber sobre cómo es Querétaro para vivir

Antes de cerrar un trato para mudarse a otro estado, una de las primeras actividades que se deben hacer es la de investigar si el destino cuenta con todos los beneficios para hacer una vida allí. Es común que para los grandes inversionistas sea relevante la plusvalía, si se encuentra cerca de negocios e incluso, si es que la mudanza está relacionada con un trabajo: ¿cuál es la mejor zona para vivir y los destinos para ejecutivos?

Leer más
Lugares para visitar en San Jerónimo: ¿qué hace a esta colonia tan atractiva?

Lugares para visitar en San Jerónimo: ¿qué hace a esta colonia tan atractiva?

Cuando se quiere vivir en la Ciudad de México, la mayoría de las personas buscan un lugar en el centro, debido a que se cree que toda la vida se concentra en unas pocas colonias que colindan con el Zócalo o el Paseo de la Reforma; sin embargo, más al sur encontrarás otro centro de negocios que cuenta con su propio ambiente: Santa Fe.

Leer más
¿Por qué vivir en algunas de las residencias en Santa Fe o a sus alrededores?

¿Por qué vivir en algunas de las residencias en Santa Fe o a sus alrededores?

Para todos los capitalinos, la colonia Santa Fe, uno de los mayores centros financieros de la ciudad, es un destino poco agradable para trabajar, debido a que la entrada y salida de ella puede ser un total caos por el tránsito de trabajadores y estudiantes que se mueven continuamente. Entonces, ¿por qué es una buena idea comenzar a ver residencias en Santa Fe?

Leer más